Skip to content

Remedio contra la sangre negra

El nombre de este proyecto está basado en una de las recetas que se encuentran en el códice Libellus de medicinalibus indorum herbis, más conocido como Juan Badiano.

Receta:

Remedio contra la sangre negra. Fiebre. Hemorroides. Condiloma. Calor excesivo. Cuerpo maltratado. Liquen o mentagra. Enfermedad recurrente. Sarna. Heridas. Enfermedad de articulaciones. Psora. Pus agusanado. Quemaduras del cuerpo. Digestión difícil. Venas inflamadas por la incisión de la sangría. Del fulminado por el rayo.

Se cuecen en agua las ramas y raíces molidas de las hierbas cuauhtlahuitzquilitl y tlatlancuaye; se les agrega perla, hígado de lobo y pulque. Debe beber ese líquido así preparado. Separadamente ha de beber antes de la comida el jugo exprimido de diversas flores que huelen bien. Ha de andar en lugar sombreado, y se ha de abstener de trato carnal. Beberá muy moderadamente el pulque y mejor no lo beba, si no es como medicina. Dedíquese a cosas alegres, como es el canto, la música, el tocar los instrumentos con que acostumbramos acompañar nuestras danzas públicas.

La receta parece ser una metáfora de la amabilidad con uno mismo, del autocuidado. Este remedio, como muchos otros tradicionales, resulta incomprensible para la medicina científica que suele tratar a los cuerpos diseccionándolos. Tan diferentes son los remedios tradicionales al estar llenos de metáforas, analogías, metonimias y demás recursos poéticos. Son éstos los que la hacen similares al arte y es uno de los hilos que unen mi admiración a éstas prácticas.

La serie de piezas que pongo bajo este título son esculturas hechas con partes de plantas de uso medicinal, ya sean hojas, flores, tinturas o aromas. La intención es buscar y generar vínculos entre éstas y mi cuerpo, posteriormente incluyo también el espacio que habito o donde me encuentro. Estos vínculos los busco y los genero por medio de la experiencia con la planta, por medio del tacto, del olor, de baños. De la memoria, al recordar las recetas de la abuela y de las mujeres que me han cuidado de pequeña. Y finalmente también de su asociación con emociones y partes de mi propio cuerpo.

Vestido de Ruda, 2010, 80x50x30cm, ramos de ruda sobre tela de algodón

 

Cercos de tabaco, 2011, 50x40x50cm, hojas de tabaco

 

Manzanilla, 2012, 40x50x40cm (medidas variables), ixtle y manzanilla

 

Té limón, 2012, 30x30x12cm, té limón anudado

 

Instantes y toronjil, 2012, 8x220x8cm, video, toronjil, alcohol corcho y vidrio

 

Velas, 2013, 30x90x40cm; tronco, velas de colores para ritual y fuego

 

Cama de albahaca, 2014, 200x100x40cm, ramos de albahaca sobre esponja

 

Muicle, 2014, 160x50x50cm, Tejido de lana teñido con muicle a la manera antigua

 

Pericón, 2015, 250x40x40cm, tejido de henequén teñido con pericón

 

Coraza, 2015, 80x70x40cm, manta tejida y teñida con palo de brasil

 

Piel y caléndula, 2017, 200x50x7xcm, tejido de lino teñido con caléndula, planta de uso medicinal para afecciones de la piel

 

Nicho: cuidados de una madre alterna, 2018, 200x60x60cm, tejido de henequén con ramo de albahaca con claveles

 

Intervención con cebolla, 2018, 100x60x60cm, intervención efímera con tallos de cebolla tejidos e instalados en la puerta de la cocina de la artista

 

Semillero, 2018, 300x100x5cm aprox, tejido de ixtle con semillas de hierba del zopilote para río del parque ecológico de Chapultepec Cuernavaca, Morelos

 

Habitante íntimo, 2018, medidas variables, instalación de tejido de algodón con esencias de plantas utilizadas para el sueño, el corazón y afrodisíacas, es una ambientación que simula una recámara

 

Levantamiento de un tejido de canela, 2018, 240x25x25cm, tejido de canela con hilo de algodón

 

 

Nido con romero, 2018, 40x120x120cm, tejido de ixtle con romero

Published inIndividual